Todas las entradas por tallerdeilusiones

Ana María O’Neill: Bibliografía

 

foto ana maría o'neill-001
Foto: Proyecto El Mundo\Biblioteca
Digital Puertorriqueña

Ana María O’Neill

Nace en Aguadilla Puerto Rico, el 7 de marzo de 1894. Estudió en la Escuela Normal de la UPR y se graduó de maestra en 1915. Ejerció el magisterio en diversas escuelas del país. Prosiguió sus estudios superiores en la Universidad de Columbia en Nueva York, donde obtuvo el grado de maestría en Psicología Educativa.  Prosiguió estudios doctorales en la Universidad de Columbia. En el 1928 ingresa como facultad en la Universidad de Puerto Rico, donde se desempeñó hasta el momento de su jubilación en el 1961. Fue profesora de pedagogía en sus inicios, destacandose luego en la Facultad de Comercio, donde fungió como directora del Departamento de Español y Etica Comercial.

Varios de sus escritos fueron premiados y elogiados a nivel internacional. Entre los galardonados sobresale The intangible frontier, el cual ganó en 1938, el premio único otorgado por la Northwestern University, de Illinois, EE.UU.  Este manuscrito fue luego convertido en libro y  su version en español titulada Etica para la era atómica (1960).  Este trabajo ha sido reseñado por varios académicos y destacados personajes de la literatura tanto en Puerto Rico, como fuera del país. También recibe el gran diploma de honor en Cuba por su publicación La psicología en la correspondencia commercial (1936).

Ana María O’Neill se distingue a su vez en actividades civicas y culturales atenta a la problemática política, económica y social de Puerto Rico.  Fue cofundadora y secretaria ejecutiva del Bloque de Mujeres No Partidistas; cofundadora y vicepresidente de la Asociación para la Protección y Defensa del Niño, encargada de investigar el sistema escolar del país e hizo grandes esfuerzos en favor de difundir las ideas del cooperativismo en la isla. Aportó también su entendimiento sobre los derechos de la mujer, por lo que defendió el sufragio femenino.

“Bajo nuestros pies se siente el crujir de los cimientos de toda nuestra estructura social. Se necesita valor para vivir la época. Valor que se pondrá bien a prueba al hacer frente a los males sociales”. En estos momentos difíciles por los que atraviesa nuevamente el mundo y nuestro país, se hace pertinente volver la vista a su trabajo. Bibliografía.

 

Editada en 2019 por:
Valeria Rodríguez

Bibliografía: Ana María O’Neill

“Bajo nuestros pies se siente el crujir de los cimientos de toda nuestra estructura social. Se necesita valor para vivir la época. Valor que se pondrá bien a prueba al hacer frente a los males sociales”. En estos momentos difíciles por los que atraviesa nuevamente el mundo y nuestro país, se hace pertinente volver la vista a su trabajo. Bibliografía.

Entre memoria y recuerdos- Entrevista a artista emergente y estudiante asistente de BAE

                                                                 Made in China – Merari Montalvo Mojica -2009

Por: Katherine Lugo Colón/ estudiante asistente BAE

Entre memoria y recuerdos

La memoria y los recuerdos es un tema siempre presente en mis obras. Al momento de crear la obra nos situamos en el presente, cuando ya terminada en el pasado; no obstante permanece en el presente que evolucionara al futuro.  Es la evidencia física de algo que fue’.’ De esta manera nos describe la artista emergente Merari Montalvo Mojica los temas que desarrolla a través del Dibujo, disciplina sobre la cual ha emprendido un estudio integrado en la Facultad de Humanidades del Rencito de Rio Piedras desde el 2006.

A partir de su segundo año universitario, la joven artista se une al equipo de servicio de la Biblioteca de Administración de Empresas; experiencia que ha tenido un impacto sobre su formación académica. Comenta que no se limita a meramente conocer sobre la coexistencia de otras facultades en el recinto, sino a enriquecerse de otras formas de pensamiento a través de la inmersión en éstas. Recalca que un artista no debe encerrarse, sino estar abierto a comprender, abarcar y moldear el conocimiento desde otras áreas de estudio. Entonces, desde su faceta artística, ¿a quién busca dirigirse con cada obra materializada? Comenta que aún su público es general, pues se halla en una etapa de crecimiento artístico, mas no descarta posteriormente redefinir su audiencia. Visualiza su disciplina entre uno de los medios fundamentales para llegar a sus pares en la sociedad pues le permite lograr independencia y optimizar su desarrollo personal.

La inspiración a cada obra elaborada estriba en simplemente “hacerla”. Comenta que el proceso de creación ha sido la mayor fuente de motivación para precisamente lograr la obra en algo agradable, capaz de conquistar la sensibilidad artística de quien la aprecie.  Su obra es espontánea, y en su mayoría está constituida por formas humanas y animalescas llenas de vitalidad y color.

Su participación en actividades curriculares y extracurriculares ha fomentado a su crecimiento artístico. Ha colaborado en exhibiciones tales como “Catarsis” (2007), “La Huella Gráfica de los feminismos en Puerto Rico” (2008), “Propuestas en Papel” (2010). Tan reciente como en el mes de abril del año concurrente, la joven artista lanzó su primera exhibición individual, “Caos (en)sueños”. Esta fue exhibida en la Galeria Guatíbri y agrupó un conjunto de trabajados iniciados desde el 2009. Mediatizada por la habilidad de manejar el acrílico, la tinta china y el papel reciclado a través de técnicas como el dibujo, pintura, grabado (xerografía) y libro artístico, “Caos (en)sueños” nos remonta a la experiencia del ensueño y el sueño, que lleva al rescate de la memoria colectiva, difundiendo imágenes grabadas en el tiempo y el espacio.

Con esta última exhibición, se enfatiza la temática de memorias y recuerdos, pues las obras ostentadas son representativas a la contemplación de experiencias, a la reflexión del pasado y a la dimensión que yace entre lo conocido y lo desconocido.  Su creación “Made in China” que data en el 2009, acentúa nuevamente la tendencia a evocar recuerdos. La joven artista comenta “se me ocurre la idea de que al reinterpretar objetos valiéndome de la tinta, pinceles y papel, los transformaría de manera que resultasen agradables y con ello intentaría engañar el curso corriente de la memoria”. ¿Por qué titularla “Made in China”? pues ha sido materializada con objetos de manufactura barata que se reinterpretan de manera insospechada vivificando las imágenes creadas. La obra original cuenta con un tamaño de 30” x 22”, teniendo como materia prima tinta china sobre papel.

El pasado 25 de septiembre de 2011 la Revista EA de El Nuevo Día publicó el artículo “La forma de una tradición” en que se introduce el libro artesanal de Puerto Rico, el artículo muestra fotografías de artistas emergentes en esta práctica; el libro artístico “Génesis”  elaborado por esta joven artista fue presentado. Actualmente la joven es candidata a graduación, colabora con el equipo de Estudiantes Asistentes de BAE; y participa en un Certamen de Arte Contemporáneo vigente en el recinto.

Visa a China: experiencia multicultural y maravillosa. Relato de una “jibarita”.

Por: Karen Agosto Valentín, estudiante asistente BAE

Parte I

“Una de las potencias mundiales más importantes.” Con esta descripción y trasfondo vago que, aparentemente, describe para muchos lo qué ‘representa’ China como país en el mundo; me interesé por descubrir lo inexplorable. Sin duda, viví una de las experiencias que reinventaría para siempre mi historia y manera de verlo todo. Como parte del Curso de la U.P.R. en R.P.: China: una visión cultural y ambiental, pude participar de conferencias enriquecedoras en las cuales se traía a recursos conocedores de temas geográficos, políticos y económicos como la Dra. Yasmeen Mohiuddin, quien “[…] es una de las economistas más prominentes de EE.UU. en países emergentes y género y colaboradora […] del Dr. Muhammad Yanus, Premio Nobel de la Paz[…]”[1]

Al llegar a Nueva York, EE.UU., por vez primera, para más tarde tomar el vuelo de la aerolínea Air China con destino a Pekín/Beijing, China; sentí lo agitado de la gran cantidad de personas que recorría las calles con un café en la mano, paso agitado y mecanizado y me perdí entre cientos de turistas que fotografiaban los letreros icónicos de las calles “nuevayorkinas”. Observé la multiplicidad de etnias que allí se agrupan. Visité lugares maravillosos como: La Estatua de la Libertad, el Museo Metropolitano de Arte (MET) por sus siglas en inglés, el Empire State Building, el Zoológico del Bronx, el Museo Americano de Historia Natural, etc., y tantos trenes, autobuses y calles diferentes que me impresionaron en la víspera de mi viaje “al otro lado del mundo”.

Y llegó el día, salí desde el aeropuerto John F. Kennedy en Nueva York. Viajé durante unas catorce (14) horas sin parar con destino a Beijing, China. Llegamos a la 1:27 a.m. y el aeropuerto estaba desierto. Parecíamos ser los únicos pasajeros que caminaban por él a esa hora. Allí nos esperaba nuestra guía local Anna (su nombre en español), una mujer maravillosa que nos hizo vivir la historia de su país y su vida misma. Al salir del aeropuerto, fuimos testigos de cómo una densa neblina cubría toda la salida al estacionamiento y el camino al hotel en el que nos alojaríamos esas pocas horas antes de emprender nuestro camino a la Plaza de Tian Anmen, la plaza pública más grande del mundo.

Luego, visitamos la Ciudad Prohibida en un día de Fiesta Nacional en el que todos los “beijineses” (como Anna les denomina), vestían sus mejores atuendos. El paisaje se llenaba de color con la gran variedad de sombrillas de colores vistosos, con lentejuelas o aterciopeladas portadas por mujeres. Ese día, 1 de julio, se celebra la Fiesta del Comunismo en China. Había tanta gente caminando en la calle o haciendo fila para entrar a la Ciudad Prohibida, que olvidaba de a poco la multitud que creí haber visto en Nueva York. Caminando a través de los pasillos que interconectaban a una estructura con la otra dentro de la Ciudad Prohibida, respiré y sentí la emoción de ver tanta historia. Teníamos que esquivar los empujones y/o sombrillazos de unos emocionados y agitados turistas nacionales que plagaban el espacio. Luego, visitamos el Palacio de Verano, en el que los vendedores de “Rolex” de imitación, claro está, de frutas y accesorios curiosos, hacían su trabajo agresivamente y dispuestos a regatear si eso les ayudaba a vender su mercancía.

Continuará…


[1] Cita del Lcdo. David W. Román Vargas (Coordinador y Profesor del Curso/ Viaje)

Odisea de un estudiante de economía en España



Por: Amir Arocho/estudiante asistente BAE

PARTE I

Salí el 3 de junio  del 2011 a visitar a mi hermana que estaba de intercambio en Salamanca España. Estaba emocionado y ansioso, me iba solo en un viaje a España…en realidad iba con mi mejor amigo, pero sin ninguno de mi familia. Salimos por Aguadilla, sí por las rutas de aviones nuevas que cerraron, yo fui uno de los afortunados que logre un viaje “redondo” por esa línea. El viaje duro 8 horas, fue directo, así que no tuve que sufrir más.

Mi llegada a España fue una de gran emoción, aunque fui para visitar a mi hermana, no dejaba de verlo como una aventura, ya que no conocía nada de España  para ese entonces. Así nos aventuramos en el aeropuerto, un lugar grande, con un gran número de personas  moviéndose a rápidamente, después de un viaje de 8 horas y un lugar nuevo, me sentía un poco extraviado. Sin prestar mucha importancia a mi estado de ánimo, busqué el instrumento más importante de un aventurero, un mapa, que en mi caso era una página de libreta con las  direcciones de cómo llegar al apartamento de mi hermana desde el aeropuerto en Madrid a Salamanca.  Por escrito, tenía instrucciones y direcciones, cómo por ejemplo cómo comprar un boleto de Madrid a Salamanca. Fácil  de leerlo, pueden verlo en la imagen que incluyo, Ja,ja,ja… Aunque llegamos un sábado y los lugares abrían a diferentes horas, encontramos el lugar, pero los autobuses no se abordaban ahí y la única manera de llegar era por tren o metro. Ok, nos fuimos, pero la salida del “bus” era en 1 hora y aventureros al fin salimos corriendo a un lugar desconocido!!!

Continuamos corriendo dirigidos por señales que cuando piensas que llegaste todavía te falta. Llegamos al tren así que hay que comprar un boleto, no fue difícil es bastante intuitivo, lo interesante es que cobraba 2 euros así que introduje uno de 20. El cambio fue en  monedas y nos pareció chistoso porque parecía una máquina de “tokens” sin embargo, terminé con 18 euros en monedas. El metro es una red de vías  que te llevan virtualmente a cualquier lado. Después de ver este enorme tren,  el de Puerto Rico no te lleva a ningún lado. Logramos llegar al lugar de abordaje justo a tiempo. Tardamos una hora, pero extranjeros al fin nos sentamos en los lugares de otras personas  y de nuevo a movernos de sitio. El viaje duró 3 horas, que comparadas a las 8 horas en avión no es nada. Aún asi llevaba 2 horas en Aguadilla, 8 en el aire, 1:30 en el aeropuerto Madrid, 1 de viaje de pie en el tren y 3 horas en bus, por lo que me sentía cansado, pero con la esperanza de que estábamos en camino.

Continuará…